“PABLO CUEVAS VA A JUGAR LOS TRES DÍAS”

Este martes, en rueda de prensa, el equipo uruguayo de Copa Davis empezó a palpitar lo que será el duelo ante Colombia por el Grupo I de la Zona Americana de Copa Davis. Pablo Cuevas y el capitán, Enrique Pérez, hablaron del momento del mejor tenista de la región, el nivel de los cafeteros, el equipo que jugará la serie y lo que esperan del público.

Foto: El Universal

Foto: El Universal

El duelo entre Uruguay y Colombia en la Copa Davis es uno de los más picantes y emocionantes que tendrá el fin de semana esta competencia en la segunda división. Dejando a un lado los compromisos de primera ronda de Grupo Mundial que por sí mismos tienen sus dosis de dramatismo y pasión, la serie entre sudamericanos despierta interés por el objetivo que ambos anhelan -llegar al play-off de ascenso- y por el nivel de tenistas que estarán presentes en la arcilla del Carrasco Lawn Tennis Club de Montevideo.

Precisamente, los celestes van por lograr un acontecimiento que hace poco más de dos décadas no llega a sus predios: estar en la eliminatoria por un cupo al Grupo Mundial. La ilusión esta vez es más firme y latente, teniendo en cuenta el nivel exorbitante que ha demostrado en el último tiempo Pablo Cuevas, que lo consagrado tres veces en torneos ATP. Junto a él estará su hermano Martín y Rodrigo Sennatore y Ariel Behar, quienes parecen escuderos del mejor sudamericano por estas semanas.

El buen momento del nacido en Argentina, nacionalizado uruguayo, es el pilar que mantiene la nación oriental para lograr el cupo del mes de noviembre. Esto puede significar una responsabilidad para Pablo ante toda una nación, pero prefiere mantenerse al margen y dejar de lado cualquier presión que pueda llegar a adquirir. “No creo que sea el momento de mayor responsabilidad, sino es el momento que más voy a disfrutar de estar acá en Uruguay. Seguramente jugaremos con un estadio lleno y eso va a estar buenísimo. Así que vine a disfrutarlo como en todas las series y ojalá nos podamos quedar con el encuentro”, sentenció el 23 del mundo.

Además, el capitán del equipo, Enrique Pérez, es consiente de lo que significa la presencia de Pablo Cuevas y eso hace que al jugador se le mire con otra connotación en Colombia, el rival, y también en todo el circuito. Pero al final de cuentas, anteriormente el tenista ya ha tenido que cargar con el deber hacia el país en la espalda. “Él también lleva muchos años como el responsable de llevar el equipo, él eso lo tiene muy claro y asumido. Pero cuando se dan resultados como los que tuvo él de julio hasta acá después de salir de dos años y medio de lesión, sin dudas que eso genera un respeto”. Y continuó: “Eso para nosotros es una ventaja pero no es para relajarnos ni decir ‘ya está hecho’ porque sabemos que es un encuentro complicado”.

Frente a los problemas de espalda que lo aquejaron en el torneo de Buenos Aires la semana pasada, el mayor de los hermanos Cuevas afirmó “estar bien físicamente” y que aún tiene unos días más para sentirse aún mejor teniendo en cuenta que va tener una triple exigencia. “Está claro que Pablo va a jugar los tres días y Martín seguramente los singles; y para el sábado tenemos un tiempo para trabajar y ver teniendo en cuenta que ellos (Colombia) no repiten el sábado los jugadores del viernes y domingo”, expresó Pérez Cassarino.

Lo cierto es que en esta serie las miradas se las llevan los dos mejores jugadores de cada uno de los países: Pablo Cuevas y Santiago Giraldo, tenistas que hace poco tuvieron un enfrentamiento para ir palpitando la serie del fin de semana. En Sao Paulo, por las semifinales, el uruguayo se quedó con  el triunfo en dos parciales, pero considera que los partidos son diferentes y mucho más teniendo en cuenta un marco como la Copa Davis. “Si vos jugaste un par de veces con un rival y le has ganado o has perdido indudablemente lo conocés, y de acuerdo al resultado es que te calza mejor o no el juego. Pero siempre en la Copa Davis es diferente. Todo dependerá de cómo vaya la serie, de que jugamos de local, las condiciones climáticas, las pelotas. etc. Ya me ha tocado enfrentarlo en Copa Davis pero siempre cada partido es distinto”, prosiguió

Un hecho puntual que también marca el encuentro entre ambos países es la competencia de los colombianos en la última semana, quienes decidieron pasar de la arcilla al cemento de Acapulco justo antes de enfrentamiento en Montevideo. Una decisión que parece injustificada para los de Mauricio Hadad, pero para el capitán de Uruguay tiene poca relevancia. “El circuito en sí ya está montado de esta manera hace muchos años y los jugadores saben que tienen muy poco tiempo de preparación y están acostumbrados (…) Ellos ya están acostumbrados a jugar en altura y luego jugar en el llano; además llegaron con mucho tiempo, el sábado ya estaban acá (Montevideo) y creo que ellos ya están adaptados (a la arcilla)”.

Los uruguayos también esperan que jugar de local y tener el público a favor sea un condicionamiento que los lleve a alcanzar el objetivo de play-off luego de 21 años. A pesar de que Pablo Cuevas confiesa que los fanáticos son aquellos que “te quieren una semana y te odian en la otra o te critican”, tiene claro que van a ser fundamentales para lograr al éxito. “Creo que vienen a disfrutar, a alentar al equipo y a colaborar desde afuera para que ganemos este encuentro”.

About The Author

Fabián Valeth Orozco @FabianV_: Redactor en jefe de Match Tenis. Director y productor de medios de comunicación. Amante del tenis y del periodismo deportivo enfocado hacia este deporte.

Comentarios

comentarios