SERENA: “FUE INCREÍBLE VOLVER A JUGAR DONDE GANÉ MI PRIMER PARTIDO”

“Creo que si se tratara de cualquier otro evento, probablemente no habría considerado jugar”. Serena Williams saltó al estadio principal del Indian Wells California Prings a dar la lamentable noticia que no se presentaría a jugar su encuentro de semifinales ante Simona Halep. Situación que definiría las protagonistas del partido decisivo: la rumana Halep enfrentará a la serbia Jankovic por el cetro del desierto.

Foto: BNP Paribas Open

Volver después de 14 años a un territorio que había jurado no regresar concentraron un cúmulo de emociones en la número uno del mundo. Nunca pudo mostrar su mejor versión y ella misma plasmó esa visión en una rueda de prensa días atrás: “Claramente no he sido la Serena que todos conocemos”. A pesar de eso, la norteamericana accedió con uno que otro esfuerzo de más a las semifinales, dejando en el camino a Monica Niculescu, Zarina Diyas, Sloane Stephens y Timea Bacsinszky. 

Horas antes de su partido de semifinales ante Simona Halep, después de una practica, la rodilla de la campeona de 19 Grand Slam comenzó a molestar un poco más de lo que lo hizo durante la semana, razón por la cual se aplicó una inyección para tratar de jugar a toda costa. “Hice de todo para intentar jugar. Quería dar el 200 por ciento pero simplemente este año no estaba destinado a ser el mío”, explicaba Serena.

La número uno del mundo se marcha de Indian Wells con las manos vacías pero con la tranquilidad haber logrado una gran reconciliación con el público que la despidió en el 2001 con abucheos. “Fue maravilloso estar de vuelta aquí. Me sentí honrada de jugar en California”, dijo la hermana menor de las Williams, quien aseguró que iba a ser necesario volver a este suelo en el 2016. “Mi regreso ha sido muy inspirador no sólo para mí, sino para todo el mundo en general, y para el deporte. Ha sido increíble volver a un lugar donde gané mi primer partido”. Y añadió: “Son muchos recuerdos maravillosos los que tengo de este evento (Indian Wells). Ya sabes, tener una larga carrera como la mía y poder volver donde he tenido tanto éxito, me ha inspirado. Eso me dan ganas de hacer más, en realidad”.

De esta manera, Serena Williams se despide del Valle de Coachella con la confirmación de que no fue un error volver y ya tiene la consigna de regresar la próxima temporada. Sin ella en la final, Simona Halep y Jelena Jankovic se disponen este domingo a jugar un encuentro de muchas matices en el que puede pasar cualquier cosa.

Redacción MATCH TENIS

Comentarios

comentarios