DEBATE: ¿A QUÉ SE DEBE EL NIVEL BAJO QUE HA MOSTRADO ESTA COPA DE MAESTROS?

Gran expectativa tiene el mundo tenis cuando está a punto de iniciar la Copa de Maestros, un evento que reúne a los mejores tenistas del año por una semana. Inmediatamente a la mente se vienen imágenes de siete días con partidos a un gran nivel, vibrantes y llenos de emoción y vértigo, simplemente porque a la cita solamente acuden los de mejor actuación del año; sin embargo, para esta temporada el campeonato ha dejado gran desilusión después de cuatro días de competencia y ocho partidos disputados.

Foto: ATP

Foto: ATP

Hasta ahora lo que se ha visto son partidos abultados, donde solamente un tenista parece estar presente en pista mientras el otro brilla por su ausencia tenística. Ninguno de los ocho encuentros se ha disputado a tres sets, el parcial más igualado ha sido el tiebreak -y único hasta el momento- entre Federer y Raonic el domingo, el encuentro más igualado por resultado fue el de Raonic y Murray (6-3, 7-5), la suma de todos los partidos disputados da un total de 8 horas y 26 minutos y el match más largo hasta el momento ha sido el de Nishikori y Murray del domingo, con un total de 1 hora y 35 minutos de juego. Exceptuando a Roger Federer y Novak Djokovic, quienes han demostrado estar un escalón por encima, los seis tenistas restantes han dejado qué desear con su competencia y un día parecen estar en la cúspide y el otro en el averno.

Ante eso, MATCH TENIS decidió abrir el debate y recoger las impresiones de periodistas con amplío conocimiento del tenis de diferentes lugares del mundo, todo para tratar de entender, desde sus puntos de vista, qué ha pasado con esta edición del ATP World Tour Finals:

Angela Quintero Rivera – Periodista deportiva colombiana – @angelaquintero2: El que pensamos iba a ser el torneo más reñido del año ha quedado en deuda en lo mostrado hasta ahora. Aún no hemos visto partidos a tres sets ni tampoco grandes emociones. Novak Djokovic y Roger Federer siguen dando cátedra como durante toda la temporada y han hecho lo suyo ganando sus dos partidos. Sin embargo, la presión del debut en el Masters de Maestros parece afectar a Milos Raonic y Marin Cilic, que no han estado a la altura del último torneo del año, cayendo en sus dos primeras presentaciones. El nivel expuesto no ha sido el mejor y otra de las causas puede ser el agotamiento luego de una dura temporada que puede estar aquejando a varios jugadores. Además de los casos de Andy Murray que no ha tenido presentaciones sobresalientes en este campeonato y Stanislas Wawrinka que ha venido en un preocupante declive de cara a una final de Copa Davis. Esperemos que las semifinales puedan cumplir a cabalidad con las expectativas de todos los amantes del deporte blanco.

Fernando Murciego – Periodista deportivo español – @fermurciego: Como si de un ‘coitus interruptus’ se tratara, la Copa de Maestros nos ha bajado toda la adrenalina de un gatillazo. Muchos meses esperando la última cita del año -a excepción de la Copa Davis- para ahora encontrarnos con un panorama desolador en lo que a emoción y competitividad se refiere. Federer y Djokovic se pasean; Murray, Nishikori, Wawrinka o Berdych recogen las migajas que se van encontrando; mientras que Raonic y Cilic se dedican a recibir soberanas palizas a diario demostrando que eso del cambio generacional todavía queda muy lejano. El problema reside en algo tan básico como crudo: algunos NO DAN EL NIVEL. El top-20 es una jungla en la que tres bestias devoran todo el banquete, cuatro o cinco se alimentan de manjares menores y por último están los animales inofensivos que se dedican a disfrutar de la función. Nos han vendido que aquí estaban los ocho maestros, mentira. Maestros solamente hay dos, curiosamente los únicos que ya saben lo que es ganar aquí. El resto lucha por salir de la pista lo menos perjudicado posible para luego acudir a la sala de prensa a pedir perdón. Mientras, entre los reservas, David Ferrer daría sus puntos con tal de saltar a presentar batalla. Señores de la ATP, quizás el problema se encuentre en el método de clasificación.

Laura A. Sánchez –  Periodista deportiva española – @_Laura_as: Esta Copa Maestros sin duda está dejando mucho que desear. Tenistas que a lo largo de la temporada han desarrollado un buen estilo de juego y regularidad han llegado a Londres y se han desinflado. Aquellos que despuntaron por su clasificación, parecen verse desorbitados y no están a la altura. Veáse el caso de Nishikori, Raonic o Cilic que ante jugadores como Federer se muestran nerviosos y erráticos. Mientras que en el plano de individuales estamos asistiendo a partidos muy ligeros y plagados de errores en los que vencedores suelen hacerse con la victoria cómodamente, en la categoría de dobles parece ocurrir todo lo contrario. Partidos plagados de peleadas bolas y sets que llegan hasta ‘tie breaks’ extensos. Cara y cruz para esta Copa Maestros disputada en Londres que sin duda podría dejaron partidos más jugados y peleados.

Alejandro Pinedo – Periodista deportivo español – @Alejandropine29: Varios factores explican el bajo nivel competitivo en la Copa de Maestros. En primer lugar, hay un buen elenco de sacadores: Berdych, Cilic y Raonic que dependen en gran medida de su servicio para ser peligrosos. En pistas lentas su rendimiento baja considerablemente y pueden ofrecer poca resistencia a jugadores muy superiores a ellos en otras facetas del juego. En segundo lugar, algunos jugadores llegan físicamente notablemente tocados: Murray o Nishikori han necesitado atención médica en el primer partido. La batalla por formar parte de los 8 elegidos ha sido espectacular y los tenistas han tenido que realizar un esfuerzo titánico (por ejemplo, Raonic y Murray). Por último, quiero destacar las ausencias de los españoles, Rafa Nadal y David Ferrer. Dos jugadores que ponen de pie a los espectadores por su garra, su esfuerzo siempre le da un toque épico a los grandes partidos que juegan.

Carlos Iván Ramírez – Periodista deportivo mexicano – @CarlozRamirez: Son varios factores: el que Djokovic y Federer están en un nivel por encima del resto, el que no juegue Nadal y el que algunos tenistas llegaron a este último torneo del año un poco cansados, como Nishikori (que no estaba acostumbrado a competir a un nivel tan alto) o Murray (que tuvo una temporada muy larga y tal vez en Londres ya lo está pagando). Pero quiero hacer un poco más de énfasis en lo de ‘Nole’ y Roger. Djokovic a mi gusto está en uno de los mejores estados de forma en su carrera como tenista (aún y cuando solamente haya ganando un Grand Slam en 2014) y la lucha con Rafael Nadal por la cima del ranking el próximo año será de alarido (Nadal siempre hará falta, siempre). En el otro grupo al parecer Roger Federer ya va como por su tercer o cuarto aire y como en sus mejores épocas, parece casi invencible. Me parece que más que nada, lo de Djokovic y Federer tiene mucho que ver con que el nivel de esta Copa de Maestros no sea tan excepcional como en otros años.

Naty López – Periodista deportiva colombiana – @natalopc: Al Cilic que ganó el US Open de este año no se le vio en Londres y Berdych junto a Murray tuvieron inicios terribles y aburridos -hay que decirlo-. ¿Acaso la nueva generación no tiene las habilidades o la experiencia para honrar el torneo de los ocho? Y no es una nueva generación por edad física sino la nueva generación de nombres que llegan al top después de muchos años donde los cuatro fantásticos dominaron los torneos. Creo que el momentum atropelló emocionalmente a los que no estaban mentalmente preparados para recibirlo: Cilic, Raonic y Berdych, incluso Wawrinka y Murray que ha perdido con Lendl a su mejor aliado. Es un diagnóstico y no una justificación, no hubo momentums que derrumbaran a Nishikori o para Ferrer. El Torneo de Maestros es un premio con expectativas, sus momentums no deben ser como los de este 2014, sino de los que toman las emociones y las convierten en estrategia para parar el tiempo y levantar match points en contra. Djokovic, Federer y el ausente Nadal saben de eso. 

Comentarios

comentarios