ARGENTINA ROMPE LA HISTORIA Y ES EL NUEVO CAMPEÓN DE COPA DAVIS

Algún día iba a llegar. En un domingo que muy difícilmente algún apasionado del tenis vaya a olvidar, Argentina le dio vuelta a la serie ante Croacia, para levantar por primera vez en su historia la ensaladera de plata. Primero, Juan Martín Del Potro y luego, Federico Delbonis, se encargaron de darle a su país la mayor alegría de la historia en el deporte blanco.

A primera instancia parecía muy complicado que Argentina rompiera esa racha negativa de cuatro derrotas en finales de Copa  Davis. Más aún, sí solo dos países en la historia lograron levantar un 1-2 en una final (Rusia en 2002 y Serbia en 2010) y peor, sí Juan Martín Del Potro, en el cuarto punto, llegó a estar con dos sets de desventaja ante Marin Cilic. Sin embargo, la historia es para romperla y el tandilense no solo le dio vuelta a su encuentro ( y por primera vez ganó un partido estando dos sets abajo), sino le dio el envión anímico a su compañero para que cerrara la serie en el último partido.

Delbonis fue el encargado de cerrar el circulo. El de Azul, mostró gran categoría en el partido más importante de su carrera y con autoridad superó a un Ivo Karlovic desencajado, que quizás se adelantó a los hechos y celebró antes de tiempo, con parciales de 6-3, 6-4, 6-2. El triunfo del número 41 del mundo, desbordó la alegría de un país, que tuvo que esperar varias décadas para reclamar un título que siempre le fue esquivo.

De esta manera, Argentina cortó una racha de cuatro finales perdidas (1981 vs Estados Unidos, 2006 vs Rusia, 2008 vs España y 2011 vs España) y levantó por primera vez la ensaladera de plata. También se convirtió en el segundo equipo en salir campeón de la competición jugando todas sus series como visitante (Francia lo hizo en 2001), recordando que en primera ronda superó a Polonia, en cuartos de final a Italia y en semifinales a Gran Bretaña; y en el tercero en llegar al domingo con una desventaja de 1-2 y terminar el día con victoria (Rusia y Serbia lo hicieron en 2002 y 2010, respectivamente).

Con un equipo unido, en el que su gran referente fue Juan Martín Del Potro y sus escuderos, Federico Delbonis, Leonardo Mayer y Guido Pella, respondieron en momentos claves de cada una de la cuatro series del año, Daniel Orsanic, capitán, puede dormir tranquilo, pues el sueño de ganar la Copa Davis ya es una realidad.

Redacción Match Tenis

Comentarios

comentarios